Jesús de Nazaret, manantial perenne del discipulado, según el evangelio «Q»

Barra lateral del artículo

Contenido principal del artículo

Hernán Cardona Ramírez SDB
  • Biografía

    Doctor en Teología Bíblica; Magíster en Estudios Bíblicos, Magíster en Teología con énfasis en Sagrada Escritura. Docente Interno de la Facultad de Teología de la UPB. Coordinador de los Postgrados en Teología UPB. Director del grupo de investigación «Grubteo». Ha publicado: Jonás Salvado por los Paganos; Jesús de Nazaret en el Evangelio de San Marcos. Con Fidel Oñoro: Jesús de Nazaret en el Evangelio de San Lucas (2006).

Resumen

Cuando se habla del discipulado a partir de Jesús, se destacan de ordinario aquellos pasajes evangélicos donde él llama e invita al seguimiento. Sin embargo, el aumento de los comentarios a la tradición o evangelio Q (dichos de Jesús), ha puesto en evidencia en la superficie de la exégesis, pequeños pasajes y frases breves, donde algunos varones y mujeres toman la iniciativa de acercarse a Jesús y pedirle espacio en su entorno. Afirmar esta manera de discipulado en el siglo I dc., en Galilea y Judea, genera numerosas consecuencias para descubrir maneras diversas de seguir al Maestro, las cuales a su vez dejan secuelas saludables para el ejercicio académico dentro de los Evangelios.

Palabras clave:
The «Q» Gospel, Sayings of Jesus, Discipleship, Gospels, Christology Evangelio Q, Refranes de Jesus, Discipulado, Evangelios, Cristología

Detalles del artículo