Del análisis de complejidad a la gestión de riesgos en proyectos

Gustavo Cañas Mejía

Resumen


Identificar claramente la complejidad de un proyecto impactaría tanto su gestión que produciría un cambio importante en la manera en que este debe ser dirigido. Es así como el desarrollo de un proyecto podría variar desde la estabilidad y la predictibilidad hasta la inestabilidad y el fracaso. La búsqueda permanente de competitividad, de eficiencia, de velocidad impulsa a las organizaciones a predecir el nivel de esfuerzo que debe ser dedicado a la gestión de uno u otro tipo de proyectos, así como a establecer metodologías de evaluación de factores y decisiones sobre bases consistentes y objetivas.

Existen muchas orientaciones para establecer confiablemente la complejidad de un proyecto, pero debido a lo que podría llamarse el principio de incertidumbre del análisis de complejidad la manera misma en que se defina el análisis puede conducir a evaluaciones imprecisas que no soportan las decisiones adecuadamente. Para realizar el análisis uno de los primeros pasos es comprender las causas de la complejidad en los proyectos, y para eso se pueden agrupar en varias categorías. El Project Management Institute propone un esquema alineado con la gestión de programas y proyectos, que establece un importante punto de partida.

Existen múltiples áreas de la gestión de proyectos que parten del análisis de la complejidad; una de las más importantes es la gestión de riesgos.


Palabras clave


Complejidad; riesgos; incertidumbre; gestión de proyectos.

Texto completo:

PDF


DOI: http://dx.doi.org/10.18566/rces.v23n34.a7